14 jun. 2010

La chica que partió a México , hoy está de cumpleaños

Esta entrada es muy personal. Personalísima. Hace lagunos años, sufrí una "orfandad de amigas". Sea por que la crisis económica golpeaba muy duro nuestro país o por que mucho más duro les habían golpeado al corazón, muchas de mis más entrañables amigas partieron al extranjero. Quedé casi solita, sin mi más importante soporte emocional. Pero bueno, como una de todo se repone y Yo no soy de las que caen y no se levantan, intenté ver el "lado B" del Long Play y descubrí que las amistades siempre se renuevan, o están allí y no se pierden, o te haces de nuevas personas que se ganan el título de amigas. De todo un poco me pasó en ese intento. Por ahí que perdí contacto con muchas y lo retomé, lo perdí, lo retomé, lo perdí, lo...y así, mil veces, pero a quien siempre, de una manera u otra siempre volví es a Yessennie. Con Ella me une más de un momento compartido. Nos unen los cambios de nuestras vidas.
Nos conocimos en el año 2,000 cuando Yo recién había cambiado de trabajo y me sentía más perdida y desubicada que huevo en ceviche.No tardamos nada en hacernos amigas. Compartimos tardes de lonches, comidas, cumpleaños,libros, charlas extensas, sueños (aunque Yo era muy reticente a soñar entonces) y mil cosas. Yo siempre creí que era como una princesa de los cuentos caída en esta realidad. A veces me río sólo de pensar en la comparación y me la imagino cayendo, como por descuido, de algún libro de una biblioteca y bueno, ¿qué más le quedó ya que no podía regresar al cuento? Se hizo su propia historia como hacemos muchas, como hago Yo. Cierto día, se enamoró de un mexicano, hizo sus maletas y contraviniendo todos los consejos y el sentido común (haciendo caso a su corazón y solamente a Él) voló en pos de su amado. Pero, al igual que en mis cuentos de hadas perversos, la realidad allá fue diferente de la que soñó. Felizmente, mi amiga ha tenido 3 poderosos aliados con los cuales lograr el equilibrio y redibujar la realidad a su favor : el tiempo, su gran corazón y la loca de la casa (la imaginación),que gracias a Dios conserva intacta.Y bueno, también gracias a Antonio, su esposo, en quien ha encontrado más que el apoyo que le dábamos sus amigas pues le ha dado una familia. Hoy es  feliz, en la forma en que Ella y Yo conocemos la felicidad: con drama y pasión, con locura y cordura,con harta creatividad. Buscando, indagando, preguntando y porqué no, evocando, ahí donde la realidad no es suficiente.
Sé ,que hoy que cumple años tal vez ya no esté depre, como me confesó en algún momento, a causa del paso de los años ¿Qué te puedo decir? Es parte del drama de nuestras vidas, já!. A lo mejor está por ahí con su Charro amado y su pequeño Faraón(su bebé, el precioso Amir) disfrutando de un paseíto por alguno de los hermosos lugares que hay en esa tierra que ahora Ella llama suya. Espero que sepa que siempre va a estar en mi corazón y ,que así como Yo soy parte su historia, Ella lo es plenamente de la mía. Tal vez nunca se lo dije pero el vernos cuando me casé por civil redondeó el día y lo hizo perfecto.

Y bueno, Yes, como no puedo darte un libro o algún otro regalo por tu cumple, le voy a robar la letra a Joaquín Sabina, de una canción que me gusta mucho y siempre me hace pensar en ti y en las épocas en que Tú me recordaste que se podía soñar y que estaba bien, incluso para las chicas como Yo. Es mi favorita,  Contigo. Ahí te va:

Yo no quiero un amor civilizado,
con recibos y escena del sofá,
yo no quiero que viajes al pasado
y vuelvas del mercado
con ganas de llorar.
Yo no quiero vecinas con pucheros;
yo no quiero sembrar ni compartir;
yo no quiero catorce de febrero
ni cumpleaños feliz.


Yo no quiero cargar con tus maletas;
Yo no quiero que elijas mi champán;
yo no quiero mudarme de planeta,
cortarme la coleta,
brindar a tu salud.
Yo no quiero domingos por la tarde;
yo no quiero columpio en el jardin;
lo que yo quiero, corazón cobarde,
es que mueras por mí.
Y morirme contigo si te matas
y matarme contigo si te mueres
porque el amor cuando no muere mata
porque amores que matan nunca mueren.
Yo no quiero juntar para mañana,
no me pidas llegar a fin de mes;
yo no quiero comerme una manzana
dos veces por semana
sin ganas de comer.


Yo no quiero calor de invernadero;
Yo no quiero besar tu cicatriz;
yo no quiero París con aguacero
ni Venecia sin tí­.


No me esperes a las doce en el juzgado;
no me digas "volvamos a empezar";
yo no quiero ni libre ni ocupado,
ni carne ni pecado,
ni orgullo ni piedad.
Yo no quiero saber por qué lo hiciste;
yo no quiero contigo ni sin ti;
lo que yo quiero, muchacha de ojos tristes,
es que mueras por mí­.


Y morirme contigo si te matas
y matarme contigo si te mueres
porque el amor cuando no muere mata
porque amores que matan nunca mueren.


Feliz Cumple, Yes! Y qué tal ser amigas hasta quedarnos así, eh???



Oh, Yo espero que sí!

1 comentario:

Anónimo dijo...

Rosi, que te puedo decir graciasss Mil¡¡¡¡ dos: bendicionesss¡¡¡¡... y tres snif snif snif Mil¡¡¡¡¡¡¡¡....
La cancion de sabina, me encanta¡¡¡otra ela cual coincidir, sii existe la reencarnación y nos hallamos en esta Vida espero volvernos a encontrar en la otra.... (Yesennie Miau)